No me resisto a escribir una entrada dedicada al mágico número 9 y una de sus propiedades mágicas. Tan sencilla es y, a la vez, tan poten...

La magia del 9


No me resisto a escribir una entrada dedicada al mágico número 9 y una de sus propiedades mágicas. Tan sencilla es y, a la vez, tan potente y utilizada que creo que conviene tenerla en el blog.

La propiedad del 9 es ampliamente conocida en el mundo mágico, tanto por su sencillez, como por su invisibilidad para el público.



Para ver cómo funciona, realiza lo siguiente:

1 - Coge una baraja de cartas, y mira la carta situada en la posición 9 por los dorsos. 
2 - Piensa un número entre el 10 y el 20 (el que quieras, menos el 20). 
3 - Ahora da tantas cartas cara abajo de una en una en la mesa, como número has pensado. 
4 - Ahora suma las cifras del número que has pensado (por ejemplo, si pensaste el 13, la suma sería 1+3 = 4) y retira del paquetito que has dado en la mesa, tantas cartas como esa suma. 
5 - La carta que ha quedado encima del paquetito de la mesa, es la que miraste al principio (la novena inicialmente).

NOTA: Fíjate que lo que se consigue es que el espectador elija la carta que está inicialmente en la posición novena, es decir, realizamos un "forzaje", conocido en el mundo mágico como "el forzaje del 9".

No tiene más. Así de simple y así de potente, y para que os convenzáis de ello, os dejo una obra de arte del siempre genial Juan Tamariz, utilizando precisamente (y sencillamente) esta propiedad:



Es posible ampliar esta propiedad tan fantástica a cualquier número (no necesariamente entre 10 y 20). Aquí os dejo un clásico juego online basado en esto que os digo:

http://www.matematicasdivertidas.com/Matemagia/psychic.swf

También podéis visitar este par de enlaces con algunas propiedades más sobre el número 9 y algún efecto con cartas basado en este genial principio:

Revista Digital EPS
Divulgamat

En muchas ocasiones, en la sencillez radica la belleza...

EXPLICACIÓN MATEMÁTICA

Nos basamos en la famosa propiedad del nueve que dice que:

"si a un número cualquiera le restamos la suma de sus cifras, el resultado es un múltiplo de nueve"

Os haré la demostración matemática para un número de 2 cifras (extrapolable muy fácilmente a cualquier número de cifras):

nº de dos cifras: $ab = (10a +b)$
Suma de cifras: $(a+b)$
Restamos... $(10a+b)-(a+b)=9a$...que efectivamente es múltiplo de 9.

Supongo que esto es suficiente para poder entender cómo y porqué funciona el "forzaje del nueve".

A MODO DE IDEA MÁGICA...

Como idea, se me ocurre que se podrían situar cinco cartas conocidas en las posiciones 9, 18, 27, 36 y 45. De esta manera podemos hacer que el espectador piense un número cualquiera - eso sí, mayor que 10 - (y no restringirlo entre 10 y 20). Así, ejecutando el mismo procedimiento explicado en el "forzaje del nueve", podemos saber qué carta ha elegido el espectador (es decir, forzamos una de estas cinco cartas).

Me explico: si el espectador pensara el número 37 y repartiese 37 cartas en la mesa, al sumar las cifras (3+7 = 10) y retirar 10 cartas, encima del paquetito de la mesa quedaría la carta que en el mazo ocupaba la posición 27 (conocida por el mago), que sería la que elegiría el espectador.... Es decir, habríamos forzado la carta 27.

De esta manera tenemos que:

- Si el número pensado es entre 10 y 19 $\rightarrow$ Forzamos la 9ª carta.
- Si el número pensado es entre 20 y 29 $\rightarrow$ Forzamos la 18ª carta.
- Si el número pensado es entre 30 y 39 $\rightarrow$ Forzamos la 27ª carta.
- Si el número pensado es entre 40 y 49 $\rightarrow$ Forzamos la 36ª carta.
- Si el número pensado es entre 50 y 52 $\rightarrow$ Forzamos la 45ª carta.



Bueno, ahí lo dejo para quién quiera "coger el testigo"... ¡a disfrutarlo!



0 comentarios:

Haz aquí tus comentarios, sugerencias y/o críticas. No se admiten insultos, faltas de respeto o publicidad. Muchas gracias